Anuncios

Koe no Katachi | Reseña Anime

Una Voz Silenciosa

Koe no Katachi

¿Te has arrepentido de algo? Shoya era un niño que molestó a Shoko la nueva niña del salón por ser sorda. Las burlas de este continuaron hasta que Shoko se cambió de escuela. Varios años después un atormentado Shoya busca reencontrarse con su ex-compañera y redimirse ¿Podrá ella perdonarlo o será demasiado tarde? (Cinépolis)

starcute Tipo: Largometraje
starcute Año: 2016
starcute Episodios: 1
starcute Duración: 2hrs 10min
starcute Estudio: Kyoto Animation
starcute Original: Manga
starcute Demografía: Shounen
starcute Géneros:  Drama, Escuela
starcute Rating: PG-13

伝えたかった事は
Something that I want to convey to you
今も昔もずっと
Right now, that time and forever
同じままだよ
is still the same
DARLING
Darling
迷わぬよう歩いていける
It’s a single guidepost
たったひとつの道標
so we won’t lose our way
-Aiko (Koi wo shita no wa)

Una voz silenciosa, nace de un manga japonés escrito y dibujado por Yoshitoki Ōima. Lanzado en febrero del 2011, originalmente fue un  one-shot que se publicó en la revista Bessatsu Shōnen Magazine. Debido a las buenas críticas, este sería finalmente lanzado en formato serial en agosto del 2013 por la Shūkan Shōnen Magazine. Su serialización terminaría con el capítulo 62 en noviembre de 2014, produciendo una obra que sería compilada en siete tomos que posteriormente serían publicados por Kōdansha. Como un manga reconocido y bien vendido, el anuncio de su animación no se haría esperar.

En el último capítulo del manga, la revista anunciaría que Koe no Katachi contaría con una adaptación animada. Un mes más tarde, en diciembre del 2014, con la publicación del último volumen, se confirmó que esta animación llegaría a los fans en formato de largometraje. No obstante, sería un año más tarde que se daría a conocer que esta película sería animada por el famoso estudio Kyoto Animation y dirigida por Naoko Yamada (K-ON! y Tamako Market Love Story). Asimismo, posteriormente se anunciaría que Reiko Yoshida (Non Non Biyori, Bakuman, Yowamushi Pedal) sería quien se encargaría de trabajar en el guion, mientras que sería Futoshi Nishiya (Nichijō, Free!) quien brindaría los diseños de personajes. El proceso de elaboración de la película duraría un año más, estrenándose en tierras nipponas el 17 de septiembre de 2016. ¿La gran sorpresa? Luego de ser una de las producciones más exitosas del estudio y ocupando el segundo lugar dentro de la taquilla del país del sol naciente, la película también tocaría suelos internacionales meses después, inclusive suelo latinomericano.

La vida sin complicaciones de Ishida Shoya, el personaje principal de la historia, da un vuelco tremendo cuando una estudiante sorda es transferida a su escuela primaria; Nishimiya Shoko. Si bien en un comienzo solo era una persona que atraía su curiosidad, esta prontamente se transforma en una desagradable forma de acoso escolar. Romper sus audífonos, hacerla tropezar por los pasillos, tirar sus cuadernos y cosas a la basura, o hasta lograr lastimarla físicamente. Muchas veces apoyado por sus compañeros, quienes solo atinaban a reírse o a hacerse de la vista gorda, Shoya se sentía el gran líder de la clase. No pasaría mucho tiempo para que el caso llegara a los directores y que todo el peso del castigo cayera en Shoya, quien sería inmediatamente el nuevo punto de acoso en la clase por lo que restaba de su vida escolar. Ya en secundaria, un Shouya con un caso de ansiedad social y depresión, buscará poder reconciliarse consigo mismo al buscar el perdón de aquella chica a quien le hizo la vida imposible.

Así, REDENCIÓN es la palabra que mejor define para mí el corazón de la película, redención a través de la búsqueda del perdón, de la auto-valoración, de la amistad, del amor, etc. Y no solo por parte de Shoya como personaje principal, sino también de Shoko como también parte esencial de la trama. Aquello que hizo para mí ciertas partes de la película tan impactantes para mí, a tal punto de encontrarme al borde de las lágrimas, fue el ver cómo un chico como Shouya busca auto-perdonarse, conquistar sus errores, sus miedos, su ansiedad, su depresión; todo para finalmente convertirse en adulto. Asimismo, es impactante también cómo Shoko busca lo mismo, busca perdonarse a sí misma de una culpa que la carcome por dentro, por pensar que ella también tiene la culpa de lo que le sucedió y de lo que además Shoya tuvo y tiene que pasar. Y es en esa dinámica, en donde ambos buscan desesperadamente motivos para seguir viviendo, en donde la película mejores momentos logra captar.

De esta manera, los temas que la serie toca y que resultan interesantes no solo se circunscribe al tema del acoso escolar y sus repercusiones, sino también en la dolorosa travesía por perdonarse a uno mismo y con ello lograr crecer. Esto hace a Shoya y su travesía por volverse adulto la gran estrella del show y lo que mejor creo que se logra retratar en el film animado. En gran parte de la película, especialmente la primera parte, se logra encajar bien las escenas dramáticas y cómicas, haciendo que esta se sienta acogedora en los momentos adecuados y dramática en aquellos otros momentos en los que esta lo necesitaba. Así se va costruyendo el núcleo del problema, a través de escenas del pasado que repercuten en la vida presente de nuestros protagonistas. Asimismo, debo también mencionar que la película ha tenido escenas, para mí han sido dos o tres particularmente que responden al gran clímax de la historia, que simplemente  te dejan sin respiración. Escenas en las que no pude más que llorar pese a que sabía exactamente cómo iba toda la historia. Son esos momentos en los que te das cuenta, nuevamente, qué tanto peso emocional puede brindarle a una historia la correcta dirección. La magia de la animación te da una bofetada nuevamente, simplemente te escarapela el cuerpo y te hace sentir.

Así, encontramos otros aciertos evidentes en este material. Por el lado de la forma, el más evidente es el lado de la animación, que como era de esperarse es una delicia. Tal vez lo más resaltante es lo bien que se logró “la expresión más allá de las palabras”, y no solo desde la inserción del lenguaje de señas, sino también por lo expresivos y el detalle en el movimiento corporal de los personajes. Por otro lado, la encantadora banda sonora de Kensuke Ushio, que dentro de la sencillez del piano y melodías orquestadas logra muchas veces hacer explotar las escenas a niveles estratosféricos. Es una pena que la canción principal Koi wo shita no wa de Aiko no formara parte de la trama, pero se tuvieron piezas como por ejemplo Lit o Sunlight que sin llegar a resaltar, resultan piezas delicadas y sólidas. Sin mencionar que, personalmente, me sorprendió – aunque de manera positiva – tener a My Generation de The Who como OP.

Como toda adaptación, el equipo de producción tiene que apropiarse de la historia y decidir cómo lograr presentar un producto que calce en el formato que este decida utilizar. En este sentido, Yamada tuvo que tomar una historia de siete tomos y hacerla suya para sí acoplarla a un solo largometraje de poco más de dos horas. Evidentemente, la dirección y varias decisiones fueron un acierto, como detallé anteriormente; no obstante, también supuso que esta tuviese algunos elementos que no llegaron a ayudar con su consolidación y los cuales procederé a mencionar brevemente.

En líneas generales, la historia abre varios puntos que nunca llegan a encontrar un cierre. Un punto que considero débil es que, al centrar su mirada en la relación de Shoko y Shoya, especialmente desde un apartado romántico (y creo, personalmente, que este acercamiento es un error), el final irresoluto de la relación de ambos cae como un balde de agua fría para la mayoría de los espectadores. No hay cierre para su historia y, debido al peso que se puso en su relación a lo largo de la trama, esto termina por ser una decepción para más de uno. Aunque en realidad, el núcleo real y aquello que sí logra tener una cierre era la redención y crecimiento de Shoya, quien finalmente encuentra un grupo de amigos y logra enfrentarse a sí mismo y al mundo que lo rodea. Aquello es retratado en la hermosa escena final que, lamentablemente, es algo minimizada por esa sensación de no conclusión real de la historia (Cuando sí lo era o debió serlo).

Asimismo, al privilegiar la relación entre los protagonistas, se deja muy de lado a los personajes secundarios, cuyas historias son casi inexistentes. Creo que Yamada eligió bien eliminar algunos arcos innecesarios para la trama, y si bien hay varias pequeñas escenas que te muestran sin palabras algunos detalles importantes de la historia y fondo de los personajes, muchos se llegan a quedar a medio camino o, simplemente, terminan siendo meros extras en el argumento. Finalmente, sí creo que la segunda mitad de la película decae un poco, rozando con lo melodramático, y sin lograr finalmente dirigir bien la película hacia un cierre totalmente satisfactorio para la audiencia.

××××

En líneas generales, salí muy satisfecha de la película. Un valor productivo de excelente nivel, con algunas escenas bastante poderosas que Yoshida logró simplemente explotar solo ella podía hacerlo. Me dije que no iba a llorar y sin poder evitarlo terminé llorando en la sala junto a todas las personas a mi alrededor. Me di un viaje a un cine lejos de mi casa para apoyar esta industria y, claro que valió la pena. Pudo ser la película del año, sí, se perdió en la segunda mitad y tuvo algunos elementos flojos, pero merece todos los reconocimientos que se le entregó y el haber logrado las ganancias que generó. Solo agradecer finalmente por esta animación que llegó a un cine en mi ciudad.

  •  Película con un nivel de producción excelente, cosa que era de esperar de la casa productora que tenía (Kyoto Animation). Animación, paleta de colores, diseño de personajes; elementos que fueron tratados con creces.
  • La banda sonora sin ser memorable, logra ambientar la película de la mejor manera.
  • Tiene varias escenas que te hacen poner la piel de gallina y, si eres como yo, llorar como Magdalena.
  • Toca elementos interesantes como el acoso escolar y la redención a través de la búsqueda del perdón y de la conexión con las demás personas. Dentro de ello, la historia a través de la vida de Shoya es un acierto.
  •  Los personajes secundarios no tienen mucho fondo. Algunos se quedan en medio camino y otros son simplemente extras en el argumento.
  • Debido a algunas elecciones narrativas de la adaptación el final de la película resulta abrupto.
  • La segunda mitad de la película, luego del gran climax, termina por no lograr consolidar todos los puntos que abrió en una primera etapa.

Anuncios

18 Comentarios en Koe no Katachi | Reseña Anime

  1. gabrieljavaloyas // 25 de mayo de 2017 en 5:22 pm // Responder

    Muy buena reseña y concuerdo casi en todo!
    Me hizo soltar unos lagrimones. Aunque el final! Ay el final ese que si bien vemos al prota ya redimido no terminaron de cerrar esa relación entre los 2 protagonistas y cómo que me dejó un sabor agridulce al final.
    El mensaje que tiene me encantó y es bastante reflexivo.
    De nuevo buena reseña y es la primera vez que entro a esta página!

    Saludos.

    Me gusta

  2. Me gusto la película, a pesar de tratar temas tan duros como son el acoso escolar, la baja autoestima y el no poder formar lazos con los demás, siento fueron un tanto sutiles al retratar esto ( porque bien pudieron hacer la película completamente dramática ) además la película no es injusta ni deprimente y de hecho tiene un mensaje muy positivo, al final pude conectar tanto con los personajes que me sentí muy feliz de verlos poder perdonar tanto a los demás como a ellos mismos, de enmendar sus errores y de mejorar para ser mejores personas. Yo solo quería que todos pudieran llegar a ser felices y al terminar la película me sentí muy satisfecha :’)

    Lo único que no me gusto es que siento que los personajes secundarios quedaron por la mitad, se que en una película no te puedes explayar mucho en cada personaje pero fuera de los 2 protagonistas y de yuzuru ( y puede que igual ueno ) los demás personajes tienen poca presencia y en realidad te quedas sin saber mucho de ellos, pero igual el foco de la historia son shouko y shouya .así que tampoco es tan grave, igual el OST lo sentí muy simple pero se acoplo bien con las escenas así que no es algo malo.

    La película es tan accesible que en la sala de cine pude ver a muchas personas completamente ajenas al anime ( padres con sus hijos por ejemplo ) y note a todos muy satisfechos, lo cual alienta a que sigan trayendo anime de manera mas regular a los cines lo cual siempre es positivo.

    Me gusta

  3. Lo que no me gusta de esta película, es que a pesar de que supuestamente nos habla de la redención hay personajes que simplemente no actúan para redimirse, y en lugar de intentar que se les perdone solo actúan de manera propotente, victimizándose. Luego, así sin más, el film les absuelve de sus acciones y simplemente les llega el perdón de la misma forma que al protagonista, cosa que desamerita mucho el mensaje que se quiere transmitir. Por no decir que sinceramente la protagonista se me hace con una actitud demasiado anti natural, ¿culparse por que el grupo de bullies que la acosaba en la primaria se separó? ¿really? hay momentos en que otros personajes literalmente le dicen a la cara que no es culpa de ellos por ser unos cabrones abusivos, sino culpa de ella por no saber afrontarlos. O sea, WTF?! Sí, la película solo tuviera como foco a Ishida y su redención personal fuera muchísimo mejor, pero al final la historia intenta justificar las cabronadas de todos los demás personajes, y acaba dando un mensaje que sinceramente percibí como hipócrita y desagradable.

    Se ve bonita, y quizás sin todos los demás personaje (especialmente Ueno y Kawai) hubiera sido una mejor película, pero sinceramente se me hace difícil verla más allá de lo mediocre.

    Me gusta

    • La verdad es que entiendo perfectamente lo que dices, yo también me quedé un poco con esa sensación, sobre todo con Ueno. Y si que es cierto que con la protagonista te quedas un poco como que si hubiera luchado más, como a veces le decía Ueno, no lo hubiera pasado tan mal. Pero bueno, supongo que quisieron construir un personaje en ella completamente vencido en ese aspecto, que hay gente así. De todas maneras, yo me centré (inconscientemente) en los dos protagonistas, y así disfruté bastante de esta historia, que por los detalles que bien remarcas, no es perfecta. Y reconozco que el giro que da ella, cuando los fuegos artificiales, no me lo esperaba, y eso lo agradecí mucho en el guión, que ya temía que se volviera predecible.
      A veces pienso que un anime se disfruta más simplemente aceptando la historia, y no pensando que podría haber estado mejor, o peor, si el personaje fuera de esta manera u otra.

      Me gusta

    • ¿Se te hace algo antinatural que a la victimia se le culpe de su desgracia (y la de los demás), que la sociedad refuerce la idea de que es su culpa y que, además, termine por creérselo? Es cierto es que un concepto de mierda, pero en la vida real es lo que le pasa a la gran mayoría de las víctimas de violencia de cualquier tipo. Y por eso la película no me parece descabellada cuando toca este tema.

      Oye, me robaron el celular ¿Para qué lo sacas y lo exhibes en la calle?. Oye, un tipo me tocó inapropiadamente en el transporte público ¿Con qué ibas vestida? ¿Estás segura que no te lo buscaste? Oh, me acosan en el colegio ¿Por qué no te defiendes? Si solo fueses más fuerte…

      Al parecer el problema siempre eres tú y muchas víctimas tienden a pensarlo, y mucha gente tiende a reforzar esa idea en sus cabezas. Es sabido que muchas víctimas de violaciones tienden a pensar que ellos hicieron algo para atraer al agresor, por ejemplo, y es algo que las carcome por dentro por toda su vida si es que no reciben un correcto asesoramiento psicológico. Y solo basta ver los comentarios en redes sociales cuando una víctima hace público su caso para ver cómo una gran parte la culpa de lo que le sucedió. La pregunta de ¿Qué hice para merecerme esto? ¿Acaso el problema soy yo? es común en estos casos.

      El trauma que genera una situación de violencia, de cualquier índoles, es brutal y cada persona lo vive de diferente manera. Y por eso me tocó mucho descubrir que Nishimiya sentía aquello, a tal nivel que SPOILER quiere quitarse la vida *FIN DEL SPOILER. Lloré mucho por ella, porque la violencia te marca, y por más que trates de ser positivo, por más que haya gente que te ame y quiera lo mejor para ti, por más que te repitan que no es tu culpa, por más que trates de mostrarle al mundo que pasate la página, en realidad el dolor, y muchas veces la culpa, siempre te acompaña. Lo mismo pasa con Shoya. Muchos tienden a pensar, oye, ese chico se merece todo lo que le pasa. Y el también lo piensa, piensa que se lo merece, que tampoco merece vivir. Nadie se merece una situación como esa. Esa es la parte dolorosa de la película.

      Ahora, sí comparto que muchos personajes secundarios terminan por simplemente ser recursos narrativo sin llegar a tener un real desarrollo o cierre de sus historias, de tal manera que al final uno se queda en el aire e insatisfecho de por qué diablos ellos alcanzan “un final feliz” cuando parecen no haber pasado por ningún proceso de redención como sí lo hizo Shoya. Ueno es un muy buen ejemplo.

      Pero, como adaptación de una obra mucho más larga y que toca muchos más temas, la película de hecho decidió concentrarse meramente en Shoya (el es el protagonista real en esta película, para mí, incluso Nishimiya me parece un personaje más de la historia, importante, pero no el verdadero centro). Tuvo que agregar personajes secundarios para mover la trama, porque no podía sacarlos dado que son el motor del argumento original y es lo que hace que Shoya se enfrente a su pasado. Pero uno se queda algo confuso con el rol de muchos de ellos.

      Era imposible que pudiese desarrollar todo el argumento y a todos los personajes en un solo largometraje. Es un adaptación que no es perfecta, sí, pero creo que logra entregar un producto adecuado que se deja ver y que permite traer a la mesa de discusión temas tan importantes como el acoso escolar. Tema que me parece relevante en una sociedad en el que este va en aumento, y de las formas más despiadadas posibles.

      En fin,
      Saludos

      Me gusta

      • Chapó Wanda! Chapó! Es decir, me quito el sombrero. Con tu argumentario me has aclarado la sensación que tenía extraña mientras hice yo el mío anteriormente de que me faltaba algo… que si, que vale, que ella podía haber peleado más, pero… es tan sencillo hacer eso? Es acaso culpable de lo que le está pasando ella por no poder rebotarse a sus acosadores? Gracias, me has ayudado a entender ese poquito que me faltaba de la película, que inconscientemente entendía, pero que se me escapaba para terminar de aceptar la construcción de su personaje.
        En la escena del spoiler… ahí estaba yo de pié en mi sofá, gritándole a la tele, con unos lagrimones recorriéndome la cara que no veas… fuá!

        Me gusta

      • Es una cosa muy distinta que la sociedad te culpe, a que tu mismo lo hagas. Realmente yo tuve una etapa en la que sufrí de un bullying atroz, y me la vivía peleando con la mitad de mis compañeros de clase, tipos que me tomaban como un chiste y que no les importaba hostigarme solo para hacer la broma. No puedo decir que llegara al extremo de que me golpearan (porque realmente nunca me deje), pero eran unos cabrones que mermaron mucho mi animo durante el tiempo que pase en la escuela, y sinceramente a pesar de que ha pasado el tiempo y ya no les guardo rencor, tampoco creo que me sentiría especialmente culpable si “por mi culpa” alguno no hubiera podido ir a la universidad, o hubiera sido acosado igual que yo, en cuyo caso creo que lo lógico sería asumir que se lo tiene merecido.

        Mi problema con la protagonista es que en ese sentido es demasiado perfecta, demasiada pura y eso es lo que se me hace extraño, puedo llegar a entender que se culpe, pero en ese caso alguien que se culpe creo que también debería desarrollar un odio tanto así mismo como a quienes le hostigan, y no simplemente autoflagelarse por todo, lo cual se me hace una actitud que si bien no es imposible que se de, si se me hace rara. Creo que hubiera podido simpatizar un poco mas con alguien un poco mas “normal” por así decirlo, alguien que si bien este dispuesta a perdonar a quienes le hicieron mal, también muestre aversión por ellos, y les culpa tanto como se culpa así misma.

        Personalmente tuve una mala leche tremenda en muchas escenas de la película por eso mismo, me enojaba muchísimo que nishimiya y muchos otros la culparan por lo sucedido, cuando ella claramente fue la única víctima (Ishida llega a dar pena, pero no podemos olvidar que lo suyo es solo una consecuencia que ya sea exagerada o no nace a partir de sus propias acciones). Además, incluso Ishida que es la persona que intenta redimirse, resulta alguien muy vacilante y carente de actitud para poder defenderla cuando la situación lo requiere (especialmente cuando Ueno decide dar sus teatros de perra berrinchuda y malcriada). No sé quizás ese intentaba ser el mensaje tal y como lo dijiste arriba, pero creo que no logra conectar al menos conmigo precisamente por la actitud tan alienígena de Nishimiya. No es que odie el personaje, solo que bueno, por momentos no puedo empatizar con ella tanto como me gustaría.

        Igual, quizás es porque haya vivido aquello y tenga tan malos recuerdos sobre el tema que simplemente no pueda ver a nadie abusado, focalizandose como el único culpable en su desgracia.

        Me gusta

      • Me parece fascinante tu comentario. La verdad es que he leído muchos comentarios sobre la película de gente que también sufrió de bullying y, son tan variados que lo único que me queda claro es que efectivamente, cada persona vive la experiencia y se forma opiniones sobre la misma de manera diferenciada. (Opinión en filmaffinity de la película sobre una persona que también sufrió bullying: https://www.filmaffinity.com/es/user/rating/540682/275064.html). Esa variedad de puntos de vista a mí me encanta y no pretendo darle más peso a una u que a otra.

        Lo que me parece importante de este comentario que señalé, por ejemplo, es que también hay que añadir un elemento esencial en el personaje de Nishimiya. Ella es sorda. Y aquel solo hecho, el haber nacido así, de por también agrega una dimensión particular a su personajes que también sería interesante profundizar. La experiencia de una persona con una discapacidad agrega una dimensión y una experiencia de vida que escapa también del comprendimiento de muchas personas. En este caso, ella misma cree que es una carga para su familia y para todo aquel que la rodea (Y tal vez este punto no es explícito, pero creo que se puede entrever). En el caso de esta chica, al bullying se le suma la carga de una discapacidad, algo con lo que nació y que también ha moldeado su vida. Aunque, debo también explicitar que tal vez lo tenga más en cuenta y tal vez entienda lo que significó para ella y cómo esto moldeó su personalidad por haber leído el manga (?), en donde creo que sí se explicita totalmente. Especialmente en su relación con su madre y con su hermana. La culpa en ella por haber nacido así es real.
        Pero en fin.
        Lo realmente interesante de todo es poder leer diferentes opiniones sobre el tema.
        Saludos,

        Le gusta a 1 persona

  4. Yo la vi hace un par de días, y he de decir que aunque me perdí algunas frases que en la versión que tenía no estaban traducidas, si que la disfruté mucho. No me esperaba muchos giros que hubo en la película, estuve saltando en el sofá un par de veces por los nervios, y por la emoción, y el final me dejó bastante tranquilo. No es que fuera un final cerrado del todo, lo reconozco, pero no hace falta echarle demasiada imaginación como para llegar a la conclusión de que fue un final bonito, y feliz, en la que las cosas seguirán su camino, un camino que claramente ellos dos ya estaban marcando. Sé que muchas personas no se quedan tranquilas si no hay una declaración de amor concreta, o un beso… pero yo creo que entre ellos dos su futuro juntos estaba más que claro.

    En cuánto a los personajes secundarios, si que es cierto que un poco más de profundidad en ellos no hubiera estado mal, pero tampoco lo eché mucho en falta, la historia está centrada en los dos protagonistas, y creo que hay suficiente información como para no quedarte cojo en ese aspecto.

    Me gustó mucho, la verdad.

    Le gusta a 1 persona

    • Como mencionas, sí creo que la película cumple con entretener y dejar satisfechos a su audiencia. Es cierto que en una reseña siempre se tiende también a sopesar los puntos fuertes con algunas debilidades de la historia, y que además la percepción de alguien que hay leído la obra original sea totalmente diferente a la de una persona que entra a la historia recién con la película. A veces los reseñadores parecemos más gruñones y pesimistas por ese aspecto, pero a mí también me ha gustado la película eh xD. Siento que invertí bien mi dinero.

      Yo sí creo que no se debió ir por una ruta que se centrara en el romance, porque tiende a generar estas insatisfacciones al pensar en esto como un drama romántico en donde el gran final feliz es ver a los protagonistas juntos, tomados de la mano y dándose un beso frente a la pantalla…y ese no era el objetivo de la historia. A mí el final, el de Shoya, sí me agradó porque su auto perdón era el real eje y corazón de este argumento, pero como mencionas, entiendo porque muchos quedaron insatisfechos con el mismo.

      Saludos
      🙂

      Me gusta

  5. Hola Wanda! Cómo va todo?

    La película fue bonita, la disfruté, estuvo bien para mi. De un punto de vista técnico, nada que decir, se agradece la prolijidad de kyoani, tanto arte, fondos y OST, todo en sintonía, que en general generaba la atmósfera perfecta. Buena película.

    Ahora bien, quienes leímos el manga y entramos a comparar… siento que tenía mucho más potencial. Más allá del final sea bueno o no (no me gustó, pero el del manga tampoco así que “same” ¯_(ツ)_/¯ ) lo que me molestó fue que se saltaron algunas escenas importantes, como la del pasado de la familia de Shouko. Además en mi opinión el cap 51 del manga debía ir completo si o si. Eran feels seguros y no los aprovecharon. Yo quería sentir, compadecerme con ella, ver y llorar esa la escena en donde imaginaba un pasado distinto pero al final el contraste era de ella llorando en la cama.

    Buena reseña,
    Saludos!

    Me gusta

    • Yo en parte entiendo a Yamada porque para todos los temas que tocaba el manga y todas las escenas que este tenía para animar, se tuvo que elegir solo algunas para lograr un producto narrativamente fluido, de tal manera que no pareciese que solo eran retazos remendados.Creo que se eligió centrarse solo en Shoya como real protagonista, porque como mencionas, Shoko como persona pudo ser mejor explotado (qué tenía escenas bastante buenas en la obra original). Pero bueno, fue agradable pese a que coom mencionas esta es una obra que definitivamente tenía mucho que explotar.

      Saludos,
      W.

      Me gusta

  6. Es espectacular, sin palabras consigue transmitir tanto dolor que te rompe por dentro, se nos desborda la empatía jeje

    Si te consuela, yo también he necesitado un carro de cleenex jajaja

    Genial reseña! 😁

    Me gusta

    • ¡Sí! Eso es lo que más me impactó de la película; que lograra hacerme llorar pese a que pensé que no lo lograría porque yo ya sabía toda la historia de antemano. Ciertas escenas logran transmitir dolor y eso es lo que más aplaudo.

      Abrazos,
      W

      Le gusta a 1 persona

  7. Cuanto me alegro que hayas disfrutado de la película y que no perdiera la parte central y esencial de la historia, yo leí el manga y me gustó mucho. Principalmente porque trata el tema de la discapacidad y el acoso. De alguna manera el que el acosador se volviera la víctima fue interesante, así como su búsqueda de redención. Pensé que sería bueno que en la vida real también pasara: el darte cuenta de que tus acciones pueden lastimar de manera muy profunda al otro, la empatía hacia los demás es fundamental junto con el respeto. Si la película sirve para que la gente reflexione sobre estos temas e incluso sirva para llevarlos a conflictuarse consigo mismos creo que va por buen camino. Saludos Wanda y la próxima vez que vayas al cine lleva un paquete de pañuelos XDD

    Me gusta

    • Por esas razones el manga mismo fue bastante apoyado, especialmente por la asociación de sordos de Japón. Es un manga que se encuentra también en varias escuelas, y creo que eso es importante para la obra. Lo que más rescato es que esta logre hacer que su lector y posteriormente espectador, reflexione sobre el tema; y eso es valiosísimo para la formación de ciudadanos empáticos.
      PD: Qué todo el cine andaba llorando x’D, así que no me sentí sola.

      Le gusta a 1 persona

  8. Buena reseña, la película me gustó mucho, pero igual la sentí un poco rara en la segunda mitad, y algunos personajes secundarios son puro adorno… el manga termina igual? valdría la pena leerlo?

    Me gusta

    • No terminan igual pero tienen también un final abierto que deja al lector inconforme. Aún así, el manga es más que recomendable, desarrolla más arcos que desarrolla a todos los personajes y toca muchos más temas interesantes. Así que claro que vale la pena.

      Saludos,
      W

      Me gusta

¡Comenta y logra hacer a un panda feliz!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: